20 de abril de 2021
LES PUSO LOS PUNTOS

Claudia Villafañe explotó al escuchar que hablaban del cadáver de Diego Maradona y salió al aire de “Polémica en el Bar”

La madre de Dalma y Gianinna llamó indignada para responderle a Mauricio Dalessandro y se cruzó con Rocío Oliva por el escándalo del velatorio.
La madre de Dalma y Gianinna llamó indignada para responderle a Mauricio Dalessandro y se cruzó con Rocío Oliva por el escándalo del velatorio.
En Polémica en el bar (América, lunes a viernes a las 20) hablaban de los audios y mensajes de chat sobre los días finales de Diego Maradona que salieron a la luz en los últimos días. Y en medio de la charla moderada por Mariano Iúdica, un comentario de Mauricio Dalessandro, abogado de Matías Morla, provocó la ira de Claudia Villafañe, quien llamó para hacer su descargo.

"¿Maradona estaba secuestrado? ¿Vos sabés la humillación de un tipo que estaba enojado con Claudia a morir, y le entregaron el cadáver para que lo entierre ella? Y dejaron afuera a los tipos que él quería...", planteó Dalessandro, sin saber que un rato después llamaría Claudia.

"¿Vos pensabas que Maradona quería que lo entierre Claudia? Más allá del respeto que le tengo a Claudia, porque Maradona fue muy hijo de puta con ella, y te lo digo con todas las letras. ¿Pero vos creés que él quería que el entierro se termine a las 4 de la tarde?", insistió Dalessandro.

"¡Le entregaron el cadáver de Diego a Claudia, que era su enemiga acérrima!", exclamó el letrado. "Estás equivocado, se lo dieron a Dalma y Gianinna", opinó Iúdica. "Por favor, Mariano...", le señaló Rocío Oliva, que esa noche no pudo entrar al velatorio y lloró ante las cámaras que cubrían las alternativas en la Casa Rosada.

Un rato después, Claudia llamó al programa y pidió salir al aire. "Dije que no iba a hablar ni polemizar pero no puedo seguir escuchando las barbaridades que están diciendo", arrancó su descargo Villafañe, muy enojada.

"No puedo entender la caradurez de la gente que está hablando ahí, con todos los audios que salieron y dejaron en evidencia todo lo que le hicieron a Diego, sigan hablando de años pasados o me metan a mí diciendo que me entregaron el cadáver. Yo no hice nada que no estuvo avalado por los cinco hijos de Diego, la familia y las hermanas. Yo no me tomé ninguna atribución", explicó.

"Y sino que le pregunten a Víctor Stinfale, que estuvo ahí y no se movió, no sé por qué motivo", comentó Claudia. Y agregó, hablándole a Oliva: "Y si a Rocío le quedó alguna duda del por qué no la dejaron entrar, que se lo pregunte a Stinfale, que fue el que me vino a preguntar a mí y yo le dije que no tenía nada que ver porque no me correspondía".

"Ella me conoce muy bien (por Rocío), como todos ahí. Y si la gallina de los huevos de oro se les murió a todos los que están ahí defendiendo lo indefendible, me parece que están muy equivocados", afirmó Villafañe.

"Tengo llamadas de Diego del 21 de noviembre en mi celular, que no lo hiciéramos público no significa que no hablábamos, por más que tuviéramos juicios, sabíamos diferenciar todo. Y Rocío lo sabe muy bien", le reprochó Claudia a quien fue la última pareja oficial del exfutbolista.

"Si ustedes sabían tanto de lo que Diego sentía por mí, ¿cómo pueden darse el lujo de no dejar que no entre a despedir al hombre que fue mi pareja durante 7 años?", le preguntó Oliva.

"Te dije que le preguntes a Stinfale, yo no fui la que no te dejó entrar. Stinfale me dijo que estabas abajo, no sé... Yo no llamé para discutir esto. Si vos no me creés, es problema tuyo. No mezcles las cosas", le respondió.

El enojo de Claudia estaba enfocado en los dichos de Dalessandro. "Me quiere hacer quedar como la mala de la película a mí, defendiendo lo indefendible cuando todo quedó expuesto en los audios, ahí se vio que se les cortó el chorro de la plata, lo dejan ellos expuesto", agregó la empresaria.

"Siempre hablás mal de mis hijas", le marcó Claudia a Dalessandro, quien trataba de bajarle el tono al enfrentamiento. "Si hablaron el 21 de noviembre significa que Diego tenía acceso a su teléfono, quiere decir que no lo tenían secuestrado como se está haciendo creer", le planteó el abogado.

"Estaba enojado conmigo en un expediente, después se veía conmigo y me abrazaba y bailaba conmigo. Eso era para el afuera, lo que yo vivía con él se vivía entre nosotros, en familia", le aclaró Claudia a Dalessandro.

"Con lo que está saliendo a la luz la condena social ya la tienen, por algo no aparecen en ningún lado ni dan la cara", aseguró Claudia. Y cerró: "Lo que más me molestó fue el destrato que tenían con él, en lo único que pensaban era en alejarlo de la gente que lo quería".

Comentarios