18 de septiembre de 2019
LOMAS DE ZAMORA

Festejaba un cumpleaños y lo mataron de un balazo en el pecho

Rodrigo González quiso cerrar la ventana para proteger a su familia, pero un disparo lo alcanzó.
Rodrigo González quiso cerrar la ventana para proteger a su familia, pero un disparo lo alcanzó.
Rodrigo González murió este fin de semana mientras festejaba un cumpleaños en la casa de su hermano en Temperley. La víctima, de 35 años, fue a cerrar la persiana cuando escuchó los tiros en la calle y una bala le dio en el pecho. "No hablaba, me miraba y se quejaba del dolor", se lamentó un familiar ante los medios.

Mientras la policía busca intensamente al delincuente que, en medio de un raid delictivo, mató a Gonzaléz y escapó en un auto robado a pocos metros del lugar, la familia del hombre asesinado pide justicia e intenta explicar lo que ocurrió la trágica noche del sábado.

 

"Se escucharon tiros y pensamos que eran cohetes. Pero mi mamá se dio cuenta y lo ingresó a papá de un tirón", relató a TN Soledad, cuñada de la víctima. El delincuente iba disparando al aire y ya estaba herido, porque venía de intentar robarle el auto a un vecino que es expolicía. "Estaba alienado, como drogado", expresó.

 

En medio de la balacera, González quiso cerrar la ventana para proteger a su familia pero un disparo lo alcanzó antes en el pecho. "No quisimos esperar a la ambulancia porque se estaba desangrando", señaló la mujer.

 

La herida fue letal y aunque el hombre llegó consciente al hospital, murió mientras lo operaban. "Estuvo casi 3 horas en quirófano pero no nos daban ninguna esperanza", dijo el dueño de la casa donde se festejaba el cumpleaños y padre de la cuñada de la víctima.

 

Los investigadores intentan dar con el autor de los disparos, que escapó después de asaltar a una familia y robarle el auto. Sin embargo, en un primer intento de robo el acusado resultó herido al enfrentarse con otro vecino que era policía y por eso concentran la búsqueda en los centros de salud de la zona.

Comentarios