13 de mayo de 2021
CLASES PRESENCIALES

Acusan al defensor del Pueblo bonaerense de responder al kirchnerismo

Juntos por el Cambio cuestionó a Lorenzino por haberse sumado a un pedido de informes sobre un espacio de primera infancia de Tres de Febrero que siguió abierto pese al decreto que prohíbe la presencialidad.
Juntos por el Cambio cuestionó a Lorenzino por haberse sumado a un pedido de informes sobre un espacio de primera infancia de Tres de Febrero que siguió abierto pese al decreto que prohíbe la presencialidad.
El defensor del Pueblo de la provincia de Buenos Aires, Guido Lorenzino, fue apuntado por Juntos por el Cambio en un capítulo bonaerense de la disputa entre oficialismo y oposición por las clases presenciales.

El jefe de Gabinete bonaerense, Carlos Bianco, pidió que cerrara un centro de primera infancia de Tres de Febrero que permanecía abierto pese a las restricciones vigentes y que depende del intendente Diego Valenzuela (Juntos por el Cambio), y Lorenzino se sumó con un pedido de informes.

La oposición interpretó lo que hizo el defensor del Pueblo como un refuerzo de la reprimenda de Bianco, por lo que el bloque de Juntos por el Cambio en el Senado provincial le reclamó a la vicegobernadora Verónica Magario que conformara la Comisión Bicameral del Defensor del Pueblo para evaluar si Lorenzino debe dejar el cargo.

El origen de la disputa está en una visita que el intendente Valenzuela hizo al Espacio de Primera Infancia (EPI) “Estrella de Belén”, en Fuerte Apache, el lunes de la semana pasada, cuando comenzaban las restricciones a las clases presenciales. Lo mostró en funcionamiento con publicaciones en sus redes sociales y, según se enumera en la presentación que los senadores opositores hicieron llegar a Magario, “horas después” Bianco se comunicó con él “para exigir el cierre de todos los espacios de primera infancia”, en virtud del decreto presidencial que prohíbe la educación presencial, al que la Provincia adhirió.

Los senadores agregaron que, a las pocas horas del reto de Bianco a Valenzuela, fue Lorenzino quien adelantó vía Twitter que pediría información al intendente sobre la apertura del espacio municipal y, al día siguiente, hizo llegar una nota con esa solicitud a la Municipalidad de Tres de Febrero. Los legisladores opositores reprocharon que, al hacer pública esa nota en sus redes sociales, Lorenzino lo hizo “etiquetando a varios funcionarios del gobierno provincial (Carlos Bianco, Federico Thea, Teresa García, Axel Kicillof, Nicolás Kreplak y Daniel Gollán)”. La carta lleva la firma de 14 senadores de Juntos por el Cambio, entre ellos Roberto Costa (jefe del bloque), Daniela Reich y Juan Pablo Allan.

“Observamos con preocupación que Lorenzino manifieste, en cada una de sus publicaciones y/o requerimientos improcedentes, un notable compromiso con una gran cantidad de funcionarios”, marcaron en su carta los senadores, que señalaron que la situación muestra “una clara incompatibilidad entre su cargo y su militancia política”.

Lorenzino fue diputado provincial e integró el Consejo de la Magistratura bonaerense en representación del gobierno cuando el gobernador era Daniel Scioli. Es defensor del Pueblo desde 2017, cuando en la provincia gobernaba María Eugenia Vidal.

“Soy defensor del Pueblo, cuando veo una vulneración de derechos, hago un pedido de informes. Uso las redes para comunicar el 90% de lo que hago. Nos llegó la denuncia de que Valenzuela había abierto un jardín municipal y le pedimos que explique por qué lo abrió, nada más”, afirmó Lorenzino a LA NACION.

Fuentes cercanas al defensor del Pueblo señalaron que Lorenzino menciona en sus mensajes de Twitter a muchos funcionarios y que eso no es un impedimento para pronunciarse. “Entonces, no podría hablar”, dijeron. Destacaron además que tiene “buena relación” con el intendente de Tres de Febrero, aunque opinaron que el pedido en el Senado “es parte de la política”.

En diálogo con LA NACION, Valenzuela señaló que el centro de primera infancia, al que van niños en edad de jardín maternal, “estaba abierto porque no es un dispositivo educativo, sino social, de estimulación temprana y alimentario, que está en el marco de la ley de protección integral de los derechos de las niñas, niños y adolescentes, y es compatible con el ordenamiento actual”.

Valenzuela -que el último jueves recibió en su distrito a Horacio Rodríguez Larreta, el principal opositor al cierre de aulas decretado por Alberto Fernández- mantiene abiertos los seis centros de primera infancia municipales. En cambio, cerró los 27 jardines que administra el municipio, informaron fuentes locales.

“La primera sospecha es que el defensor responde al Poder Ejecutivo, al jefe de Gabinete, al gobernador. La secuencia Bianco-Lorenzino es lo que llama la atención”, indicó la fuente local consultada. Desde la Municipalidad de Tres de Febrero señalaron que el jardín maternal “es un dispositivo municipal declarado esencial por decreto local” y que “no hay desobediencia” a la orden presidencial de cerrar las escuelas.

Comentarios